Puntos Corazón Europa
Puntos Corazón Europa

Ser Padrino

Sos­te­ner la misión de un Amigo de los niños…

Finan­cie­ra­mente: Sos­te­ner un Amigo de los niños, según las posi­bi­li­da­des, de manera pun­tual o regu­lar.

Espi­ri­tual­mente: Haciendo la pro­mesa de decir una decena del rosa­rio cada día, por el volun­ta­rio y sus amigos del barrio.

…y viviendo la vida del barrio

El volun­ta­rio enviara a menudo noti­cias de su misión.

Gra­cias a sus cartas, el padrino se acerca a los niños y a las fami­lias que el volun­ta­rio encuen­tra. Así, tam­bién el padrino puede vivir una misión de Puntos-Cora­zón.


Volver